Destinos
Otros destinos en América Central
Ideas
  • ¿Con quién viajar?
  • ¿Qué actividad?
  • ¿En qué temporada?
  • ¿Qué estilo de viaje?

Guadalupe en la actualidad

Guadalupe se convirtió en un departamento de Francia en ultramar en el año 1946, al igual que la Martinica, Guyana y Reunión. En 1982, las Antillas francesas obtuvieron el estatus de región monodepartamental (que implica que es a la vez región y departamento de Francia). En 1999, Guadalupe, Martinica y Guyana firmaron la declaración de Basse-Terre para ganar mayor autonomía interna.

No obstante, fracasó el referéndum organizado en diciembre de 2003 para que Guadalupe y Martinica tuvieran una colectividad única por miedo al riesgo potencial «de abandono» de Guadalupe por parte de París (la capital de la metrópolis) y de las inversiones públicas. Actualmente, la economía y la sociedad guadalupense siguen siendo frágiles.

Desafíos naturales

En Guadalupe el medio ambiente es un dato muy importante. De vez en cuando los habitantes viven ciclones, tormentas tropicales, terremotos y erupciones volcánicas.

El terremoto que se produjo en 2004, con una intensidad de 6,3 en la escala de Richter, se notó especialmente en Saintes, donde dejó un muerto en Trois-Rivières (en Basse-Terre), decenas de viviendas destruidas o dañadas y carreteras destrozadas. Otro terremoto de intensidad 7,3 afectó en 2007 a Guadalupe y las Antillas. En aquella ocasión los daños se concentraron principalmente en la isla de la Martinica.

En 2007, el ciclón Dean causó daños considerables en Guadalupe, como deslizamientos de tierra.

Vistas del volcán La Soufrière

En lo que respecta al volcán de La Soufrière, se puede decir que, por ahora, está «dormido», y que es algo con lo que los guadalupenses han aprendido a convivir.

Reivindicaciones sociales

Las reivindicaciones sociales son otro de los retos a los que se enfrenta Guadalupe. La carestía de la vida originó en 2009 un amplio movimiento del LKP («Colectivo contra la explotación desmesurada»).

Entre enero y marzo de 2009 se produjeron una serie de manifestaciones y huelgas. Las reivindicaciones se centran en la subida del poder adquisitivo. Se acusa a la gran distribución de secuestrar a la población al igual que lo hacen las grandes familias locales que controlan las redes comerciales en las Antillas. De plantean nuevas preguntas: ¿por qué no hacer negocios más a menudo con las islas caribeñas, los países sudamericanos e incluso Estados Unidos? Las reivindicaciones independentistas se hacen oír, aunque la mayoría de los guadalupenses están en contra.

El protocolo de acuerdo del 4 de marzo, que puso fin a la huelga, y el acuerdo del 27 de febrero sobre los salarios aprueban una subida de 200 € al mes en el salario base, una revalorización del horario mínimo interprofesional y una disminución de los precios de los productos de primera necesidad, de los productos bancarios y del carburante. Aún así, en la actualidad la polémica continúa porque los precios siguen siendo muy elevados. Además, la huelga de 2009 tuvo un impacto muy importante en el sector turístico (causando una bajada en el número de visitas y numerosos despidos).

La importancia económica del turismo

Actualmente, Guadalupe se enfrenta a una profunda crisis estructural: por la fragilidad de la agricultura (los sectores de la caña de azúcar y del plátano están en crisis) y por la dependencia económica con respecto a su metrópolis, Francia. La economía guadalupense ha experimentado cierta mutación con el auge de las nuevas tecnologías (proyecto «Guadalupe digital») y con las energías renovables. No obstante, persisten los problemas: por ejemplo, las energías renovables solo cubren el 12 % de la demanda eléctrica y las tarifas de suscripción a Internet son demasiado caras para muchas personas.

Por tanto, el turismo sigue siendo el sector principal, con los casi 400 000 turistas que viajaron a Guadalupe en 2010 y con la llegada creciente de cruceros.

Desde 2003, el Comité de Turismo de las Islas de Guadalupe (CTIG) intenta mejorar el atractivo de la isla elaborando unos baremos de calidad que debe cumplir el sector hotelero. La oferta de alojamientos es variada: aumenta la oferta de alojamiento en casas rurales gracias al auge del turismo ecológico y del turismo cultural en Guadalupe, que se beneficia del centro Mémorial ACTe que se encuentra en Pointe-à-Pitre (2015): un centro caribeño de expresión y en memoria a la trata de esclavos y la esclavitud.

Latéfa Faïz
232 contribuciones
Actualizado el 10 noviembre 2015
¡Experiencia añadida!
Puedes añadir más experiencias antes de enviar tu proyecto a una agencia local
Ver mi proyecto de viaje