Destinos
Ideas
  • ¿Con quién viajar?
  • ¿Qué actividad?
  • ¿En qué temporada?
  • ¿Qué estilo de viaje?

Los parques nacionales del norte: la hermosa naturaleza tunecina

El país cuenta con 8 parques nacionales que puedes visitar durante tu estancia en Túnez. 4 de ellos se encuentran en el norte: Ichkeul, Zaghouan, Boukormine y El-Feija. Síguenos para una breve presentación.

Un refugio ecológico

Inscrito en la lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO (1989), el parque de Ichkeul representauno de los principales parques nacionales del norte de Túnez. Se extiende sobre 12 600 hectáreas de vegetación rodeadas por el djebel Ichkeul (511 metros), marismas y un inmenso lago (8500 hectáreas) con magníficos degradados de color azul y verde.

El parque de Ichkeul constituye uno de los mayores humedales de África del Norte: en invierno, gracias a las lluvias y a los wadis de alrededor, el lago de Ichkeul sube sus niveles de agua hasta el punto de asegurar la irrigación de las marismas (2700 hectáreas); el agua sobrante fluye hacia el lago de Bizerta.

Desde las laderas del djebel Ichkeul es espléndido el panorama sobre el parque, las fuentes de agua termal y el precioso bosque lleno de olivos, algarrobos y lechetreznas. Una agradable excursión pedestre entre gatos salvajes e imponentes búfalos de agua.

Un paraíso para los pájaros

El parque de Ichkeul es conocido por su fauna de aves: desde las orillas del lago se puede contemplar un centenar de especies: martines pescadores, flamencos rosados, cigüeñas, garzas, pinzones, pollas de agua... En invierno, miles de aves migratorias vienen a aumentar la población del parque (patos, ocas...).

Los aficionados a las aves de presa podrán deleitarse viendo a las águilas perdiceras, los halcones de Eleonora y los buitres que sobrevuelan el djebel Ichkeul.

Sin olvidar el nuevo parque de Zaghouan, a 50 kilómetros al sur de Túnez, que alberga una especie rara de águila ciega,y está rodeado por una exuberante vegetación de pinos carrascos, encinas y tuyas de Berbería.

Si prefieres ver cuadrípedos, puedes visitar los parques de Ichkeul y de Boukormine, al sur de Túnez, para ver sus jabalíes, puerco-espines, chacales y mangostas.

Los amantes de los reptiles se podrán recrear en Boukormine viendo camaleones, lagartos ocelados y serpientes como la famosa culebra de herradura, que porta el nombre científico de hemorrhois hippocrepis, una especie amenazada.

Parque El-Feija

Un descubrimiento apartado de rutas señalizadas.

Próximo a la frontera con Argelia se encuentra El-Feija, un parque nacional que se sitúa al norte de Túnez, apartado de las rutas señalizadas.

El parque de El-Feija destaca por su frondoso bosque de 2600 hectáreas. Aquí predominan los alcornoques, algunos de los cuales son centenarios, así como quejigos (una especie endémica de la región), plantas aromáticas (lavanda, mirto...) y bonitas flores silvestres (violetas, ciclamen, orquídeas...) rodeadas de olivos y brezos. ¡Una deliciosa escapada campestre!

En El-Feija, la fauna es una de las más llamativas, con cerca de un centenar de especies animales como los famosos ciervos de Berbería, gatos salvajes y muchas aves: pitos reales, cuclillos, búhos, perdices, tórtolas europeas, halcones peregrinos... Un entorno natural protegido desde 1967, con 550 kilómetros de senderos señalizados.

Te recomiendo que dediques 5 días a la visita de estos parques durante tu viaje por Túnez, preferentemente entre noviembre y febrero, o en abril.

Latéfa Faïz
232 contribuciones
Actualizado el 18 abril 2016