Destinos
Ideas
  • ¿Con quién viajar?
  • ¿Qué actividad?
  • ¿En qué temporada?
  • ¿Qué estilo de viaje?

Praia do Forte

Informaciones prácticas sobre Praia do Forte

  • Familia
  • Relajación
  • Encuentro locales
  • Romántico
  • Playa / Estación Balnearia
  • Reserva natural / Observación de Fauna / Safari
  • Etapa de senderismo / Trek
  • Arroyo / Río
  • Deporte náutico
  • Turismo Responsable
4 / 5 - 2 opiniones
Cómo ir
1 hora en coche desde el norte de Salvador
Cuándo viajar
Evita el invierno austral si no te interesan las ballenas
Duración mínima
1 a 2 días

Opiniones de viajeros sobre Praia do Forte

Ariadne M Gran viajero
43 opiniones en total

Antiguo pueblo de pescadores, convertido hoy en lujosa estación balnearia, a tan solo una hora de Salvador hacia el norte, Praia do Forte es un buen lugar para hacer submarinismo y también un centro de conservación de ballenas francas y tortugas marinas.

Aconsejo:
No te recomiendo ir el fin de semana (gente a rebosar y atascos infernales para entrar al pueblo). Sin embargo, si quieres ir el fin de semana, llega a las 9.00 como tarde, o quizá te quedes atrapado en el tráfico cerca del mediodía.
Mi opinión

Como "playera" profesional, te desaconsejo totalmente la Praia do Forte para bañarte (muchísimas piedras y rocas). La playa vecina de Itacimirim (a 7 km) es infinitamente mejor para bañarse.

Praia do Forte es un buen lugar para hacer submarinismo y, además, el pueblo es agradable y está bien organizado. Hay excelentes opciones de alojamiento, compras y restauración.

Voy a Praia do Forte a menudo para visitar a mi familia y lo que más me gusta es el Projeto Tamar para proteger a las tortugas marinas (voy siempre, la entrada cuesta 6 euros) y el Projeto Baleia Jubarte (proyecto para la conservación de las ballenas francas). Es posible hacer safaris marítimos durante la estación de las ballenas (de julio a septiembre). Antes se podía hacer en bimotor, pero no sé si todavía es posible.

Las playas del noroeste son de visita obligada durante un viaje a Brasil y, para ver a las ballenas, el acceso a Praia do Forte es mucho más fácil que al archipiélago protegido de los Abrolhos (una hora de avión al sur de Salvador, más dos horas de autobús y cinco en barco por alta mar).

Amélie Perraud-Boulard Gran viajero
63 opiniones en total

Situada a solo una hora en carretera de Salvador de Bahía, Praia do Forte es una ciudad de veraneo de muy fácil acceso y que ofrece actividades para toda la familia.

Aconsejo:
Como el destino es muy popular y está ubicado muy cerca de una de las grandes ciudades del país, la relación calidad/precio de los hoteles deja mucho que desear. Conviene más optar por alquilar una casa o un apartamento.
Mi opinión

Después de una visita cultural a Salvador de Bahía, Praia do Forte me parecía la mejor opción para disfrutar de las playas de la bahía. Praia do Forte, que en sus orígenes era un pueblo de pescadores, se ha convertido en el destino de veraneo preferido por los habitantes de Salvador de Bahía. La calle principal, que es peatonal, está repleta de tiendas y restaurantes. Su playa, con una extensión de 15 kilómetros, ofrece una combinación perfecta: arena fina, cocoteros y agua templada. Alejándose de la playa principal y tras solo unos pocos minutos de caminata, uno puede disfrutar en soledad de un paisaje paradisiaco. Los turistas brillan por su ausencia en esta zona. Cuando la marea baja, los arrecifes de coral forman piscinas naturales: una buena ocasión para bañarse rodeado de pequeños peces de rayas negras y amarillas o azules.

Mención especial merecen los dos proyectos ecológicos que se desarrollan en Praia do Forte. El primero de ellos, llamado Projeto Tamar, vela por la protección de las tortugas marinas. Su centro no es demasiado grande, pero disfruté mucho de la visita, ya que pude observar un gran número de ejemplares. Entre diciembre y febrero, las crías salen de los huevos en total libertad en la playa: una situación con la cual me topé por casualidad y que fue algo realmente maravilloso. El segundo proyecto está llevado a cabo por el Institut Baleia Jubarte: gracias a sus paseos en barco podrás observar numerosas yubartas (ballenas jorobadas) en el mar. Pero atención, porque hace falta mucho valor, ya que el mar suele estar bastante agitado.