Destinos
Ideas
  • ¿Con quién viajar?
  • ¿Qué actividad?
  • ¿En qué temporada?
  • ¿Qué estilo de viaje?

Belem de Para, puerta de entrada hacia la Amazonia

Un amigo brasileño me recomendó visitar la capital del estado de Para. Fue en Belem donde comencé a descubrir la Amazonia. Caí rendida ante los encantos de esta ciudad portuaria, contemplando su llamativa naturaleza, su arquitectura colonial y su gran dinamismo urbano.

Descubrir la flora amazónica

Hay mangos plantados en los bordes de las avenidas, así como palmeras a lo largo del estuario. Sin duda alguna, el bosque amazónico está integrado en la ciudad de Belem. La exuberante naturaleza introducida en la vida urbana puede verse en prácticamente todos los barrios de la ciudad, otorgándole un encanto que no he visto en ninguna otra urbe de Brasil. Los amantes de los frutos exóticos podrán deleitarse visitando el mayor mercado de la ciudad: el Ver o Peso.

Situado cerca del viejo puerto, este mercado con una superficie de 26 000 metros cuadrados permite descubrir especias y frutos de la región a los visitantes. Si aún no has tenido oportunidad, el mercado de Belem resulta ser el lugar ideal para degustar el Açai. El famoso fruto del bosque, tomado en todo Brasil ya sea en sorbete o zumo, fue uno de mis descubrimientos culinarios preferidos.

A 15 kilómetros de Belem, si no has tenido aún la posibilidad de adentrarte en la Amazonia, tienes el parque ecológico de Belem “Gunnar Vingren" que te ofrecerá la posibilidad de observar por vez primera la fauna y flora salvajes. 14 km de excursiones en medio de la flora local, con una vista magnífica del canal São Joaquim. Este lugar resulta ideal para quienes no puedan alejarse de Belem.

Situada a 180 km del ecuador, Belem do Para goza de un clima ecuatorial. Te aconsejo que visites la ciudad en una estación que no sea la de las lluvias.

Una ciudad colonial

Primera ciudad colonizada por los portugueses en la Amazonia, en 1612, la ciudad de Belem do Para conserva aún hermosas huellas de este pasado. En las casas del casco antiguo, los visitantes más estudiosos podrán hallar estilos arquitecturales similares a los que tienen las construcciones portuguesas de comienzos de siglo. En el corazón de la ciudad, la catedral de Sé recuerda a ciertas edificaciones europeas, como es el caso de la basílica santuario de Nazaré, basada en el modelo de San Pedro, en Roma. Te aconsejo visitar estos lugares durante el día, evitando así frecuentarlos al caer la noche. La inseguridad es uno de los problemas que hay que tener en cuenta al visitar el casco antiguo.

Vista del barrio de los muelles de Belem

La ciudad de Belem se desarrolla en torno a la avenida Vargas, corazón comercial de la ciudad, que une el centro con los antiguos muelles. Desde el año 2000, los muelles del puerto industrial situados al borde del estuario se han convertido en un centro comercial a cielo abierto, donde proliferan restaurantes y tiendas. Se trata de uno de los lugares más agradables que existen para disfrutar de una puesta de sol sobre elAmazonas mientras escuchas un concierto en directo.

Adeline Haverland
35 contribuciones
Actualizado el 16 octubre 2015