Destinos
Ideas
  • ¿Con quién viajar?
  • ¿Qué actividad?
  • ¿En qué temporada?
  • ¿Qué estilo de viaje?

Los formidables parques de Guanacaste

La región de Guanacaste se llama así porque en ese territorio se encuentra uno de los árboles emblemáticos del país con el mismo nombre. Esta región del noroeste del país ofrece paisajes fuera de lo común que no te dejarán indiferente, combinando volcanes, océano y vegetación.

La fauna de los Parques Nacionales de Guanacaste

Si eres amante de los animales, aves, reptiles y otros insectos, te encantará esta región durante tu viaje a Costa RicaLa región de Guanacaste es ideal para observar a las tortugas. Las impresionantes tortugas laúd, en vías de extinción, suelen elegir las playas del parque Las Baulas para reunirse entre diciembre y marzo. Es espectacular observar a este reptil, el más grande del planeta. En las playas del Refugio de Vida Silvestre Ostional, te encontrarás con decenas de miles de tortugas loras, que van a poner sus huevos en la arena. Cambiamos de decorado y visitamos la Reserva Curú . Numerosos monos (araguatos, capuchinos), perezosos, osos hormigueros y más de 220 especies de aves vivirían con toda tranquilidad en esta zona de unas 85 hectáreas, de no ser por los caimanes que merodean por las lagunas y los pantanos del río Curú.

 

Tortuga en un refugio de vida salvaje

Las curiosidades de los Parques Nacionales de Guanacaste

En el Parque Nacional Barra Honda, de una superficie de más de 2000 hectáreas y situado no muy lejos de la ciudad de Nicoya, podrás descubrir unas cavernas impresionantes. Esta gigantesca red de cuevas calcáreas está formada por estalagmitas y estalactitas. ¡Aviso a los espeleólogos en ciernes! A la salida de Cañas, hay un parque atípico que se desmarca de los demás, ya que en realidad es un refugio de animales. En efecto, la caza furtiva y la cautividad de especies animales causan estragos, así que el Centro de Rescate Las Pumas alberga ocelotes, pumas, jaguares y otros felinos en un entorno de selva tropical seca. También podrás hacer rafting en los ríos Tenorio o Corobicí. Esta actividad, que en realidad es más bien un recorrido relativamente tranquilo, podrá hacer las delicias de toda la familia durante tu viaje por Costa Rica. Para terminar, el Parque Nacional Rincón de la Vieja, en el sector de Las Pailas, ofrece unos paisajes increíbles con manifestaciones geotérmicas inesperadas. Estas consisten en pequeños géiseres, piscinas de barro burbujeantes y numerosos manantiales de agua caliente.

Guanacaste, una zona rica en relieves

Esta región, también denominada cordillera de Guanacaste, tiene relieves importantes y paisajes que quitan el hipo. De entrada, el Parque Nacional de Guanacaste, situado al norte del país, está dominado por dos sorprendentes volcanes, el Cacao y el Orosi, así como por una cumbre llamada el Cerro Orosito. Quizá también tengas ocasión de ver el impresionante volcán Rincon de la Vieja, situado en el Parque Nacional del mismo nombre, con un cráter aún activo. El volcán Miravalles culmina a 2028 metros de altitud y tiene nada más y nada menos que seis cráteres en su cumbre. El volcán Tenorio en el Parque Nacional Tenorio, tiene cuatro cumbres y dos cráteres. Es magnífico y está recubierto de vegetación. También podrás disfrutar sus piscinas de burbujas y pequeñas lagunas de aguas turquesas. Para terminar, los verdes acantilados de la bahía de Culebra sin duda te impresionarán.
Calcula al menos cuatro días para recorrer algunos de estos Parques Nacionales, según tus ganas y tus intereses.

Laure Alvarez
70 contribuciones
Actualizado el 14 septiembre 2015