Ideas
  • ¿Con quién viajar?
  • ¿Qué actividad?
  • ¿En qué temporada?
  • ¿Qué estilo de viaje?

Pequeño curso de geografía de la República Checa

La República Checa cubre un área relativamente pequeña, pero muy variada, en el medio de Polonia, Alemania, Austria y Eslovaquia. De los valles del norte, donde encontramos majestuosas ciudades como Praga , a las colinas del sur, salpicadas de viñedos en Moravia, República Checa tiene muchos atractivos turísticos.

Sin acceso al mar, los paisajes de la República Checa se extienden entre montañas de altitud media y valles. Cuatro ríos principales atraviesan el país. El país se divide geográficamente en tres grandes regiones: Bohemia, Moravia y Silesia.

Los valles de Bohemia

Bohemia es la parte occidental de la República Checa. La zona, que rodea Praga, se recorre fácilmente en tren o por carretera, y tiene muchas ciudades turísticas de tamaño mediano, como Pilsen, Hradec Králové, Ceske Budejovice o Litoměřice. La región se extiende por mesetas montañosas que bordean los ríos Vltava (pronunciado "Veltava") y Elba ("Labe" en checo)

El clima continental del país hace que haga un calor intenso en verano y mucho frío en invierno. Las precipitaciones ayudan al cultivo del lúpulo, predominante en la región. Al sur y al oeste, la Bohemia está delimitada por montañas bajas.

De ruta hacia Sniejka

La cadena de los Sudetes, al oeste, delimita con Polonia y culmina en los Montes de los Gigantes, a 1.602 metros sobre el nivel del mar en la cima del Sněžka. Hacia el sur, el macizo de la selva de Bohemia marca la frontera entre la cuenca del Elba y la del Danubio, en el lado austriaco.

Las montañas de Moravia

La de Moravia es otra cadena montañosa que demarca la frontera con la segunda región principal de la República Checa, y es un paraíso para los amantes del senderismo. Moravia se extiende en la parte oriental del país, entre los pre-Cárpatos al este (también llamados Cárpatos menores) y el valle de Viena al sur.

Menos lluvioso, el clima es un poco más frío que en Bohemia debido a la altitud, cosa que facilita el cultivo de la uva. Hay dos grandes ríos que cruzan Moravia y forman su geografía: el Oder (Odra en checo), que nace en los Sudetes, y el Morava, un afluente del Danubio.

La capital de la región y segunda ciudad de la República Checa, Brno, está al sur de Moravia, donde también hay muchos sitios listados en el Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, como el castillo de Kroměříž o el parque natural de Karst morave.

Histórica Silesia

Con más peso histórico y cultural que geográfico, a veces Silesia no es tenida en cuenta en la división de la República Checa. Al noreste de Moravia, la región se extiende hacia Polonia y Alemania. Su capital histórica y ciudad principal es Opava. La larga presencia de población alemana y su agitada historia hace de ella una región fascinante para los aficionados a la historia europea. Y además, los paisajes son impresionantes.

Claire Perrin
76 contribuciones
Actualizado el 4 noviembre 2015
¡Experiencia añadida!
Puedes añadir más experiencias antes de enviar tu proyecto a una agencia local
Ver mi proyecto de viaje