Destinos
Ideas
  • ¿Con quién viajar?
  • ¿Qué actividad?
  • ¿En qué temporada?
  • ¿Qué estilo de viaje?

Isla Elefanta

Informaciones prácticas sobre Isla Elefanta

  • Familia
  • Isla
  • Cruevas
  • Lugar o Monumento religioso
  • Yacimiento arqueológico
  • Museos
  • Lugar o Monumento histórico
  • Patrimonio Mundial de la Unesco
4 / 5 - 2 opiniones
Cómo ir
A 10 km en ferry de Bombay
Cuándo viajar
De noviembre a mayo

Opiniones de viajeros sobre Isla Elefanta

Sébastien Cuzol Gran viajero
25 opiniones en total

La Isla Elefanta es una visita ineludiblegracias a sus grutas (declaradas Patrimonio de la Humanidad por la Unesco) y que se encuentra a tan solo 10 km de Bombay, en el mar de Omán.  

Aconsejo:
¡Ten cuidado con los monos ladronzuelos si decides comer a la sombra! Y si te dedicas a sacarles miles de fotos a los indios que están en la parte superior de las escaleras, ¡que no te extrañe tener que sacar la cartera!
Mi opinión

Para mí, descubrir la India implica pasar de la cacofonía de las ciudades al silencio de los templos, de los pueblos remotos ala naturaleza más salvaje. Por eso mismo la Isla Elefanta fue para mí una verdadera bocanada de aire fresco durante mi escala en Bombay. La capital económica de la India es apasionante, pero no podía decirle que no a una escapada cultural en plena naturaleza. ¡Sobre todo si para llegar allí hay que salir desde la famosa Puerta de la India!

Primero, cruzas la puerta con la melena al viento. Y después hay que sudar un poco para llegar desde el dique hasta la entrada de la gruta. Te aseguro que no es peligroso. Una vez allí, deberás avanzar un poco más y girar a la derecha. Y ahí lo tienes. La primera gruta hechizada. Ganesh, Parvati, Ardhanarisvara... Hay muchos. Y Shiva, el autoritario, con un nagá en la mano (que da bastante miedo). Las Grutas de Elefanta son fabulosas y las vistas desde las terrazas son tan asombrosas que querrás quedarte un rato...

Elodie Arnouk Gran viajero
42 opiniones en total

La Isla Elefanta está situada en frente de Bombay y es una de las excursiones de un día más agradables desde la megalópolis.

Aconsejo:
El último ferry sale de la Puerta de la India a las 14 h. ¡No lo pierdas! Los billetes de acceso son más caros para los extranjeros (una costumbre en la India). Que no te extrañe.
Mi opinión
Los conquistadores portugueses descubrieron una estatua de un elefante y bautizaron a la isla con el nombre de Isla Elefanta. Desde entonces, se expone ese elefante en el Museo de Victoria y Alberto. No obstante, siguen en la isla las esculturas erigidas en honor de las divinidades hindúes, sobre todo en honor a Shiva.

Una vez que llegamos a la isla, compramos los billetes y subimos al ferrocarril. El trayecto no es muy largo. ¡Además no hace falta que vayas en tren si no quieres!  
Nosotros hemos atravesado la selva, evitando tener a los monos demasiado cerca (roban con facilidad la comida y las cámaras de fotos de los turistas), hasta llegar a las cuevas talladas en la roca.

Las grutas son muy húmedas y absolutamente increíbles. La mayoría de las esculturas cuentan pasajes o hechos conocidos de la vida del dios Shiva (una de las estatuas mide 8 metros y representa las 3 caras del dios), una buena perspectiva de las creencias hindúes.

Los vendedores de recuerdos en la Isla Elefanta son menos insistentes que en la ciudad y proponen precios más razonables (comparables con la calle Colaba Causeway). ¡Si tienes hambre, te recomiendo el maíz a la parrilla!