Destinos
Ideas
  • ¿Con quién viajar?
  • ¿Qué actividad?
  • ¿En qué temporada?
  • ¿Qué estilo de viaje?

Agung

Informaciones prácticas sobre Agung

  • Etapa de senderismo / Trek
  • Volcán
  • Lejos de los caminos trillados
4 / 5 - 2 opiniones
Cómo ir
A 1 hora y 45 minutos de Denpasar en escúter.
Cuándo viajar
De abril a octubre
Duración mínima
Un día

Opiniones de viajeros sobre Agung

Simon Hoffmann Gran viajero
238 opiniones en total

El monte Agung es la cumbre más elevada de la isla de Bali. La altura de este volcán sagrado para sus habitantes culmina a algo más de 3000 metros de altura.

Aconsejo:
Esfuérzate por subir a la cumbre y contempla el amanecer desde allí. La vista es magnífica aunque la ascensión no siempre sea fácil.
Mi opinión

La ascensión del monte Agungno es cosa fácil, pero el esfuerzo vale mucho la pena, aunque solo sea por las vistas que verás al llegar a tu destino. Hay muchos caminos para subir. El más duro sale desde el templo de Besakih y necesita de unas 6 a 7 horas. Otro camino de más fácil acceso sale desde el templo de Pasar Agung. De todas formas, has de saber que la ascensión a veces es complicada y que el suelo puede ser bastante deslizante. Estar en buena forma física te facilitará mucho la caminata. Evita también los meses de enero y febrero, durante los cuales caen trombas de agua sobre el monte Agung.

¿Qué decir de los paisajes, aparte de que son magníficos? La exuberante vegetación de la ladera del volcán poco a poco va dejando paso a un decorado más hostil de roca y cenizas donde no crece nada. Una vez en lo alto, las vistas sobre el cráter y los alrededores son grandiosas. ¡Una ascensión reservada para los aficionados al trekking !

Perrine J. Gran viajero
56 opiniones en total

Alcanzando un máximo de unos 3.140 metros de altura, el monte Agung es el pico más alto de la isla de Bali.

Aconsejo:
Más que una caminata, este ascenso se convierte rápidamente en escalada, por lo que es necesario tener una buena forma física. Pero, sobre todo, recomendaría, sin dudar, acudir allí para ver el amanecer. La vista desde la cima ¡vale todo el oro del mundo!
Mi opinión

Durante mi estancia en Bali, traté de combinar los paisajes de mar y montaña. Después de haber disfrutado de las playas de Amed, decidí acudir a los pies de las áridas colinas circundantes para realizar el ascenso al monte Agung, una magnífica cumbre volcánica que me miraba desde lo alto desde hacía algunos días. Apenas después de haberme acostado, el despertador anunció el inicio de este reto deportivo. Nuestro pequeño equipo estaba formado por belgas, españoles, polacos y balineses, y comenzamos el ascenso, solamente guiados por el halo de luz de nuestros faros en estas laderas escarpadas. Arrullados por el sonido de la lluvia, subimos los 1.500 metros de desnivel que nos separaban de la cima del volcán, rodeados por la niebla matinal. Cuando, por fin, comenzamos a percibir el cráter, la ruta de senderismo se transformó en escalada y llegamos casi a cuatro patas, justo a tiempo para ver el amanecer.

Nuestros esfuerzos fueron ampliamente recompensados ​​por un paisaje impresionante: un mar de niebla, excepcionales vistas de la caldera, el océano que surge abajo y el monte Rinjani, el volcán más famoso de Lombok, atravesando las nubes en la distancia. Ahora, entendemos por qué los balineses llaman al Monte Agung la morada de los dioses.

¡Experiencia añadida!
Puedes añadir más experiencias antes de enviar tu proyecto a una agencia local
Ver mi proyecto de viaje