Destinos
Ideas
  • ¿Con quién viajar?
  • ¿Qué actividad?
  • ¿En qué temporada?
  • ¿Qué estilo de viaje?

Bahía de Along, entre la tierra y el mar

Meca del turismo en Vietnam la bahía de Along atrae todos los años miles y miles de visitantes de todo el mundo. Mientras que la mayoría se contenta con un recorrido por la célebre parte marítima, también es muy interesante explorar la parte terrestre que es un poco menos conocida pero igualmente hermosa.

La bahía marítima de Along

El clásico crucero durante tu viaje por Vietnam comienza con una suculenta comida. Mientras comes, navegas hacia la isla de Dau Gô. La atmósfera es mágica, digna de una película de piratas. Así, partes al abordaje de la isla que te va a ofrecer sus tesoros en la gruta del Palacio Celestial. El interior es fabuloso y magnífico. Las salas son inmensas. Las estalactitas y estalagmitas forman cuadros naturales gigantescos. Y partimos de nuevo.

A lo lejos ves el conjunto rocoso conocido, por unos, como las Rocas que se besan y, por otros, como Gallos de Pelea. Como su nombre indica, estos dos panes de azúcar parecen, según se miren, dos islas que se besan o dos gallináceos y son el símbolo de toda la bahía de Along.

Continúas hasta una aldea flotante de pescadores. Hay una escuela, un pequeño dispensario y pequeños comercios. Desde allí, coge un barco para visitar la gruta del Túnel. Se trata, en efecto, de un pasaje bajo la roca que da acceso a un lago interior. También se llama "la bañera de las hadas" porque, según la leyenda, este lago apareció una noche cuando cuatro hadas quisieron bañarse. Tenían buen gusto, ya que esa debe de ser la bañera más bella del mundo.

Al final de la jornada echas el ancla para pasar la noche en una cala de la isla de Cat Ba.

La bahía de Along terrestre

La bahía terrestre de Along

La bahía de Along ofrece otro paisaje distinto al de las clásicas tarjetas postales en Tam Côc. Los habitantes del pueblo proponen paseos por el río. Los remeros reman a la manera tradicional, con los pies. No parece ser muy práctico, pero ellos se defienden muy bien. Durante dos horas tu barca se desliza silenciosamente por el medio de los arrozales, montañas y panes de azúcar. Hasta tres veces pasas incluso por debajo de la montaña, donde el techo es tan bajo que hace falta bajar la cabeza. El paseo es fantástico y te encuentras en un paisaje natural maravilloso. ¿Cómo ha podido la naturaleza crear semejantes paisajes?

También puedes alquilar una bicicleta para descubrir la región de la bahía de Along terrestre. Los paisajes son magníficos e increíbles. Hay arrozales hasta donde alcanza la vista. Picos rocosos y panes de azúcar dan relieve a las superficies. Te perderás con gusto en los pequeños caminos y descubrirás mil escenas de la vida. Un pastor guardando sus cabras te indica la dirección a seguir. Vas de encuentro en encuentro. Unos campesinos vacían una vaca que cuelga por las patas. Es repugnante. En un pequeño lago, una mujer pesca con la ayuda de una nasa y saca una pequeña serpiente. Mas allá, dos hombres pescan con electricidad. Con la ayuda de un palo unido a una batería eléctrica, envían una descarga al agua. Eso hace que el pez se asome, lo desorienta y no hay más que cogerlo. En el medio de un arrozal un niño se pasea sobre la espalda de un búfalo. Es un día genial.

David Debrincat
684 contribuciones
Actualizado el 14 septiembre 2015