Destinos
Ideas
  • ¿Con quién viajar?
  • ¿Qué actividad?
  • ¿En qué temporada?
  • ¿Qué estilo de viaje?

Las 5 razones para ir a Tanzania

Un viaje a Tanzania ​​tiene la ventaja de satisfacer las expectativas y necesidades de todo tipo de visitantes. Hay mil razones para elegir este destino.

Descubrir un lugar insólito

La mayoría de los turistas que desean visitar esta parte del mundo suelen elegir la cercana Kenia. De hecho, Tanzania es un destino que huye del turismo de masas. Optar por viajar aquí requiere un presupuesto mayor que en Kenia. El gobierno de Tanzania ha establecido precios elevados para evitar los estragos del turismo masivo. La naturaleza es, por tanto, más salvaje y hay menos gente en sus parques naturales, para deleite de aquellos que eligen a Tanzania como primera opción.

Tomar el sol en playas de arena fina

Tanzania, no es solo grandes espacios al aire libre y animales salvajes. Grandes desconocidas (excepto las de Zanzíbar), las playas de Tanzania suelen ser magníficas. Rodeadas de cocoteros, con su arena blanca y fina, el agua turquesa del Océano Índico, una belleza salvaje y poquísimos turistas, son lo más parecido a estar en el paraíso.

Hacer un safari para ver los 5 grandes

Tanzania posee las reservas de animales más salvajes y bellas de todo el continente. Si los parques nacionales de Manyara o Tarangire ya suponen una bonita introducción a lo que es un safari, los de Serengeti y Ngorongoro son, simplemente, ¡maravillosos! Interminables manadas de animales atraviesan las vastas llanuras del Serengeti. La Zona de conservación de Ngorongoro, Patrimonio Mundial de la UNESCO, está considerada como la octava maravilla del mundo. En este edén, con el aspecto de los primeros años de vida del planeta, el cráter del antiguo volcán posee la mayor concentración de animales en tierra. Al igual que en el Serengeti, los 5 grandes están presentes y no pasarás más de 30 segundos sin ver a un animal.

Conocer a los masái

Los temibles guerreros masái ​​son la etnia más conocida del continente africano. Definitivamente, debes aprovechar tu estancia en el lugar para ir a su encuentro en alguna de las aldeas tradicionales del interior del país. El choque cultural es total y apasionante. La exhibición de danzas tradicionales es impresionante y la visita al poblado te permitirá entender mejor su estilo de vida y sus tradiciones tribales.

Admirar o escalar el Kilimanjaro

A 5.895 metros sobre el nivel del mar, la cumbre del Kilimanjaro atrae todas las miradas. Mientras que algunos se contentan con admirarlo desde lejos, el techo de África tienta a numerosos senderistas. El ascenso es una de las actividades imprescindibles del turismo en Tanzania ​​que, sin ser muy técnico, sí requiere de cierta preparación física y una buena organización. La sensación de estar en la cima sigue siendo un momento muy emocional en la vida de un viajero.
David Debrincat
684 contribuciones
Actualizado el 8 octubre 2018
¡Experiencia añadida!
Puedes añadir más experiencias antes de enviar tu proyecto a una agencia local
Ver mi proyecto de viaje