Destinos
Ideas
  • ¿Con quién viajar?
  • ¿Qué actividad?
  • ¿En qué temporada?
  • ¿Qué estilo de viaje?

Kratié: frente al Mekong donde nadan los delfines del Irrawady

No seas como los demás, y vengas sólo para ver los delfines, sino di que vas a vivir en Kratié una experiencia de otro tiempo, fuera de lo común.

El Mekong

De 3 a 4 kilómetros a pie, bordeada de árboles, para disfrutar de la presencia del río, para correr temprano en la mañana, dejando desconcertados a los camboyanos que se preguntan la razón de esos ejercicios matinales. No pienses que el Mekong es un camino de rosas: cuenta con 7 kilómetros, río arriba desde la ciudad uno se encuentra con los rápidos de Sambok, cerca de Prek Khsor. Los cambios en el río son enormes dependiendo de la estación, así que tenlo en cuenta en tu viaje a Camboya.

En este lugar emergen numerosas islas del Mekong, y se pueden observar muchos pájaros y animales salvajes, en especial los famosos delfines de agua dulce o delfines del Irrawady. Hay que ir a Stung Treng para llegar al canal navegable. Cuenta entre 5 a 8 horas para subir los 160 kilómetros que separan las dos ciudades, y prepárate para vivir una experiencia única. Según la estación, el trayecto será más o menos rápido y peligroso. Cruzarás zonas de bancos de arena, de playas y de rápidos. Verás un total de 4000 islas si atraviesas la frontera con Laos un poco más arriba.

El legendario Mekong

Los delfines del Irrawady

Se encuentran entre las especies de animales amenazadas de Asia. Todavía se pueden observar algunos ejemplares en Laos o incluso en Birmania, en el mismo río. Padecieron gravemente debido a la caza durante el período de los jemeres rojos, así como por la pesca con dinamita.

Se les puede ver en Kampi, a unos quince kilómetros de Kratié, en el norte de la ciudad. Es difícil verlos y no hay demasiado tiempo para observarlos, con excepción de que las luces del amanecer y del anochecer que son sin duda mucho más agradables, al igual que las temperaturas más suaves que las del día. Se dice que es más fácil verlos en la estación seca, desde finales de noviembre a abril, pero en cualquier estación, no esperes ver mucho más que la punta de su morro, y desde bastante lejos.

Si formas un grupo, podrás alquilar un barco por unos cuantos dólares. En cuanto llegues al embarcadero, podrás darte un agradable paseo en bicicleta, o una hermosa ruta por el campo.

Los alrededores de Kratié

Lo has entendido, la vida en Kratié gira en torno al río, pero no es así del todo. Si alquilas una bicicleta podrás atravesar en ferry y llegar a la isla de Koh Trong, cuyos caminos son todos de barro. Allí podrás ver la vida local, las aldeas flotantes de pescadores, las plantaciones agrícolas, y podrás conocer a familias de la comunidad cham. Como en otras partes durante tu recorrido por Camboya, cuando uno se aventura por lugares poco convencionales, tiene la oportunidad de vivir experiencias fuera de lo común, y también de otros tiempos. Sin duda alguna, ese es el caso de esta escapada por Koh Trong.

Y a continuación, solamente tendrás que ir, tras tu paso por Kratié, a Phnom Sombok, por la carretera de Kampi, desde donde se tienen unas vistas impresionantes del río. Sin olvidarse de Sambor, una ciudad anterior a Angkor ubicada a 35 kilómetros de la ciudad. En resumen, no lo olvides, que además de ser un paso obligado en el camino hacia el noreste de Camboya,Kratié está repleta de numerosos lugares de interés.

Lorette Vinet
71 contribuciones
Actualizado el 5 octubre 2015