Covid-19 - ¿Dónde viajar?Saber más
Destinos
Otros destinos en América Central
Ideas
  • ¿Con quién viajar?
  • ¿Qué actividad?
  • ¿En qué temporada?
  • ¿Qué estilo de viaje?
Les Bains Jaunes

Les Bains Jaunes (Guadalupe)

Informaciones prácticas sobre Les Bains Jaunes

  • Relajación
  • Volcán
  • Lugar o Monumento histórico
  • Imprescindible
4 / 5 - Una opinión
Cómo ir
A 25 min en coche desde Tres Ríos
Cuándo viajar
De junio a septiembre
Duración mínima
Unas horas

Opiniones de viajeros sobre Les Bains Jaunes

Lisa Gaillard Gran viajero
101 opiniones en total

En Basse Terre (Tierra Baja), encontrarás numerosas fuentes de agua caliente sulfurosa, que emanan del volcán La Azufrera. Los Baños Amarillos forman parte del conjunto: ¡un patrimonio natural que es el orgullo de los habitantes de Guadalupe y también la alegría de los excursionistas!

Aconsejo:
No olvides llevar tu bañador, si quieres atacar la ascensión del volcán La Azufrera. Después de la caminata, podrás relajarte en los Baños Amarillos: ¡una delicia después del esfuerzo!
Mi opinión

Situados en el municipio de Saint-Claude, los "Bains Jaunes" (Baños amarillos) se instalaron en condiciones ideales al pie del volcán la Soufrière ( La Azufrera), en el punto de partida hacia el Pas du Roy (Paso del Rey). A partir de aquí, comienza el camino que lleva al volcán. ¡Qué placer encontrar en este punto estos baños, o mejor aún, esta piscina ! Fue construida, con piedras volcánicas, por unos soldados en el siglo XIX. Es una verdadera estación termal al aire libre que, además, ¡es gratuita! El agua de la piscina, incluso si es sulfurosa, no es de color amarillo, como su nombre pudiera hacer pensar, sino de un hermoso color verde esmeralda. Eso es debido, en parte, al exuberante entorno que la rodea y también a los musgos que anidan en el fondo, lo que hace que el suelo sea bastante resbaladizo. El agua, que proviene de las entrañas de La Azufrera, se enfría, a pesar de todo, contra las paredes rocosas. La temperatura de la piscina varía entre los 26 y 28 grados. Algunos la consideran como un agua milagrosa, un remedio para muchas enfermedades, especialmente, los dolores musculares.

Al igual que la mayor parte de los turistas que hacen la ascensión de La Azufrera, no pude resistir la llamada al baño, incluso si, por la altura (950 metros) y la sombra de los árboles, dudé algunos segundos ya que hacía fresco. No encontré la piscina muy grande pero, ¡qué suerte! Cuando estuve allí, ¡solo había otras dos personas dentro! El tamaño de la piscina es, de todas formas, suficiente para dar algunas brazadas y relajar las piernas cansadas después de la excursión. Atención, no se puede meter la cabeza bajo el agua; ¡lo deja claro un cartel! Si crees que la piscina es demasiado pequeña y que hay demasiada gente, no dudes en ir a otras fuentes naturales, ¡como la célebre piscina municipal de Dolé! ¡Pero allí tampoco estarás completamente solo! El baño en una de estas fuentes termales es una atracción que no puedes perderte, durante tu estancia en Guadalupe!

La piscina de los Baños Amarillos
¡Experiencia añadida!
Puedes añadir más experiencias antes de enviar tu proyecto a una agencia local
Ver mi proyecto de viaje